‘¿Qué me recomendáis para un plan distinto en Nueva York?’. Es una pregunta que recibimos a menudo, así que hoy hemos decidido recopilar algunas de nuestras ideas favoritas como habitantes de la ciudad.

Como verás, incluimos experiencias únicas, pero también pequeños momentos para descansar del ritmo frenético del viaje y disfrutar de distintos barrios.

¡Aquí tienes 17 planes originales en Nueva York para vivir la ciudad como un neoyorquino!

Planes originales en Nueva York - El barrio de Red Hook

Planes originales en Nueva York

1. Ponte una máscara y descubre Sleep No More

Sleep No More es una experiencia teatral sin igual: entras a un edificio, te colocas una máscara y, durante las siguientes horas, deambulas por distintas plantas y escenarios siguiendo a los actores que tú elijas.

No queremos desvelarte más, pero es una obra única en Nueva York, ya que cada espectador vive distintas escenas y momentos.

No es para todo el mundo (dentro, es posible que acabes separándote de tus acompañantes), pero, si el concepto te intriga, estamos seguros de que te sorprenderá. 

Planes originales en Nueva York - Obra Sleep No More

Sleep No More. © McKittrick Hotel

2. Brinda en McSorley’s y cena tarta en el East Village

En las extravagantes calles del East Village puedes vivir tu vida de ensueño sin que nadie arrugue la frente. Si esa vida incluye cerveza y dulces, empieza la tarde en la taberna McSorley’s Old Ale House, toda una institución con serrín en el suelo y décadas de historia en las paredes.

Solo sirven dos tipos de cerveza (light dark), dos jarras pequeñas por persona y solo aceptan efectivo. Tras brindar en McSorley’s, cena en el cercano Spot Dessert Bar, un restaurante de postres de diseño para chuparte los dedos.

Si lo tuyo no es el dulce, en la misma calle, la animadísima St Mark’s Place, encontrarás decenas de restaurantes de todo tipo, sobre todo de gastronomía asiática.

Planes originales en Nueva York - McSorleys Old Ale House

3. Cena viendo una peli en el Alamo Drafthouse

Si te gusta el cine y te apañas con el inglés, este es uno de nuestros planes favoritos en Nueva York: cena y milkshake en el cine Alamo Drafthouse, en el barrio de Downtown Brooklyn.

Este es uno de los cines de la ciudad donde puedes cenar y tomar un cóctel o un batido mientras ves una peli, aunque reserva por la web con antelación, ya que las entradas vuelan.

Además, te recomendamos ir un buen rato antes de la película para pasear por el mercado de comida Dekalb Market Hall, en el mismo edificio. Tiene puestos muy tentadores, ¡pero deja hueco para las palomitas!

Planes originales en Nueva York - Alamo Drafthouse Cinema Planes originales en Nueva York - Dekalb Food Hall

4. Navega por el lago de Prospect Park

Si ya has probado a navegar en uno de los barquitos de remos de Central Park, esta vez te proponemos el equivalente brooklyniano: hacerlo en Prospect Park, el pulmón verde de Brooklyn.

Alquila uno de los botes a pedales (disponibles desde finales de marzo hasta finales de octubre) y surca el lago mientras admiras la belleza del parque. A continuación, puedes dar un paseo por el precioso barrio de Park Slope, repleto de casitas de peli.

5. Siéntete como una lady tomando un afternoon tea

Un plan original en Nueva York para sacar a la lady o al sir que llevas dentro es tomar un afternoon tea, el clásico té de la tarde del Reino Unido.

Además de té (por supuesto), esta tradición incluye una torre de sándwiches, pastelitos dulces y scones con mantequilla y mermelada. Puedes tomarlo en un salón de té tradicional, como Tea & Sympathy, en el West Village, u optar por los lujosos afternoon teas de hoteles como el Plaza, que lo sirve en su preciosa Palm Court.

6. Vive una noche en la ópera

Si quieres sorprender a alguien con un plan exclusivo, ¿qué tal una noche en la ópera? En Nueva York tenemos una de las instituciones más aclamadas del mundo, la Metropolitan Opera.

Las entradas son bastante caras, aunque toma nota de esta alternativa: el mismo día de la función, a través de la web ponen a la venta las entradas sobrantes (si las hay) por $25. Solo por ver el interior de la ópera y a la gente llegar con sus mejores galas, ¡ya vale la pena!

Si la ópera no te llama la atención, en el mismo recinto, el Lincoln Center, encontrarás el NYC Ballet y la orquesta New York Philharmonic.

7. Contempla el puente de Brooklyn desde el Pier 15

South St Seaport, el antiguo barrio portuario a los pies del puente de Brooklyn, te traslada al Nueva York del pasado con calles empedradas y arquitectura de otros tiempos.

Si hace buen tiempo, descansa en el Pier 15, un muelle elevado con unas vistas fantásticas del Brooklyn Bridge y de los rascacielos de Downtown. Después, pasea por el barrio y come en alguno de los muchos restaurantes de Front St… ¡O relájate en las butacas del lujoso cine iPic mientras ves una peli!

Ruta bici Nueva York Battery Park South St Seaport

8. Toma un cóctel con vistas de infarto en el Bar SixtyFive

¿En busca de un plan romántico en Nueva York? Reserva mesa en el Bar SixtyFive, situado solo unos pisos por debajo del Top of the Rock, y disfruta de una de las vistas más espectaculares de la ciudad mientras sorbes un Manhattan.

Las bebidas son caras ($10 o más por cerveza y $20 o más por cóctel), pero la panorámica, tan alucinante como la del observatorio, lo vale. Recuerda ponerte guapo (o, mejor dicho, más de lo habitual), ya que no permiten ropa deportiva o informal, y llevar camisa si eres hombre.

9. Disfruta de musical de Braodway y un cheesecake en Junior’s

Un musical o una obra de Broadway es un plan en el que neoyorquinos y visitantes coinciden, y la excusa perfecta para celebrar una ocasión especial en Nueva York.

A la salida del teatro, ¿qué tal zamparte un cheesecake en Junior’s? Es la especialidad de este restaurante, aunque quizás quieras empezar pidiendo uno para compartir… ¡las porciones son enormes!

Para terminar la noche, puedes sentarte en las escaleras rojas de Times Square y contemplar el barullo de luces y gente.

Planes originales en Nueva York - Junior's Cheesecake

10. Escucha jazz con vistas a los rascacielos en Dizzy’s

Si quieres disfrutar de una velada inolvidable a ritmo de jazz, compra entradas para una de las sesiones de Dizzy’s Club Coca Cola, en Columbus Circle.

Este club es bastante más caro que los típicos bares de jazz del Village, pero la buena música, las vistas de los rascacielos iluminados y Central Park y el ambiente lo convierten en un plan ideal. Antes de la sesión, ¿qué te parece dar un buen paseo por el parque?

Planes originales en Nueva York - Columbus Circle

11. Barbacoa y kayak con vistas a la Estatua de la Libertad

Red Hook, antaño portuario e industrial, es uno de los barrios más interesantes de Brooklyn: estudios de artistas, restaurantes, muelles convertidos en parques… ¡Y vistas directas a la Estatua de la Libertad!

Para uno de esos planes originales en Nueva York que tanto nos gustan, empieza con una barbacoa en el famoso restaurante Hometown Bar-B-Que (aunque en Van Brunt St y alrededores encontrarás muchas opciones para comer) y luego aprovecha las sesiones de kayak gratis que el club Red Hook Boaters ofrece de junio a septiembre, con vistas a la estatua.

Planes originales en Nueva York - Red Hook Planes originales en Nueva York - Red Hook Kayak

12. Devora una slice de Artichoke en Washington Square

El plan más sencillo y genialísimo del mundo cuando hace buen tiempo: comprarte una slice de pizza en cualquiera de las pizzerías del Village (la de Arthicoke, en MacDougal St, es de las más cercanas) y sentarte a disfrutarla en Washington Square Park.

De día, esta es una de las plazas más animadas y diversas de Nueva York, y de noche, el ambiente sigue con conciertos improvisados y grupos de amigos (en primavera y en verano, claro, en invierno solo encontrarás alguna ardilla medio congelada).


Te recomendamos: Muy cerca de Washington Square, puedes seguir esta ruta por el West Village para descubrir uno de los barrios con más encanto de Manhattan.

Qué hacer en Nueva York en primavera: la plaza Washington Square

13. Haz un tour por la Brooklyn Brewery y come en el Smorgarsburg

Si te apetece descubrir Brooklyn pero no sabes por dónde empezar, el animadísimo barrio de Williamsburg es ideal. El fin de semana, la cervecería Brooklyn Brewery organiza tours gratis por las instalaciones y, mientras esperas, en el mismo local puedes catar una de sus birras.

Después, si visitas el barrio de abril a octubre, acércate al mercadillo de comida Smorgarsburg, con cientos de puestos junto al East River. Elige lo que más te apetezca, ¡y disfrútalo con unas vistas geniales de Manhattan de fondo!


Apúntate: Aquí tienes una lista con los mejores mercadillos de Nueva York.

 Visitar el mercado Smorgasburg de Williamsburg

14. Sobrevuela Nueva York en helicóptero… ¡con los pies al aire!

Si te apetece sorprender a tu acompañante y el presupuesto alcanza, los vuelos en helicóptero por Nueva York, siguiendo el río y viendo los rascacielos a vista de pájaro, son una experiencia mágica.

Y, aunque parezca imposible, existe una manera de añadirle todavía más emoción al asunto: los vuelos con las puertas del helicóptero abiertas de FlyNYon. A nosotros nos tiemblan las piernas solo con pensarlo, pero, viendo las fotos de los pasajeros con los pies al aire sobre Nueva York, ¡tiene que ser un viaje único!

Paseo en Helicoptero por Nueva York

15. Visita el Museo del cine y toma un batido de película

Si te apetece explorar el distrito de Queens, aquí va un plan estupendo en el barrio de Astoria. Empieza visitando el fabuloso Museum of the Moving Image, el museo del cine de Nueva York (gratis un día a la semana) y, a continuación, dirígete hacia el norte, hacia avenidas llenas de restaurantes como Broadway o la 31st Ave.

Un lugar que nos encanta es Mom’s, un restaurante de cocina americana con unos batidos gigantescos con todos los ingredientes que se te ocurran.


Te recomendamos: Aquí tienes otros museos poco conocidos de Nueva York que creemos que valen mucho la pena.

Dónde comer en Nueva York - Mom's, en Queens

16. Pasea junto al Hudson y toma algo en el Pier A

El paseo que transcurre junto al río Hudson, lleno de prados y de muelles recreativos, es un refugio fantástico para desconectar un ratito de la ciudad. Empieza por el Rockefeller Park y ve caminando hacia el sur siguiendo el río.

Por el camino, encontrarás el monumento Irish Hunger Memorial, el centro comercial Brookfield Place y su embarcadero y, un poquito más adelante, el precioso parque Battery Park.

El restaurante Pier A, en un muelle con vistas a la Estatua de la Libertad, tiene un ambiente genial para tomar una cerveza y picotear algo mientras el sol se pone detrás del río.

El mismo trayecto puedes hacerlo sobre dos ruedas en esta ruta en bici por el río Hudson y Battery Park.

Ruta bici Nueva York Hudson River Battery Park One World Ruta bici Nueva York Hudson River Battery Park-1

17. Brunch y graffitis en Bushwick

El barrio de Bushwick, en Brooklyn, es conocido por los grafitis y restaurantes que llenan las antiguas paredes industriales.

Puedes empezar con un brunch en la famosa pizzería Roberta’s. Suele llenarse hasta arriba, pero muy cerca tienes otros sitios riquísimos, como 983 o Forrest Point. Después, pasea hasta Troutman St entre Irving Ave y St Nichola’s Ave para alucinar con los graffitis.

Aquí tienes nuestra ruta por Bushwick y su arte urbano.

Visitar Bushwick Ruta Arte Urbano Nueva York

¿Se te ocurren otros planes originales en Nueva York? ¿Has probado alguna de estas experiencias? ¡Cuéntanoslo en los comentarios!

Para seguir viviendo la ciudad como un neoyorquino…

Te recomendamos estos artículos: