Ayuda a tu cuerpo a acostumbrarse al horario neoyorquino

¿Alguna vez has tenido jet lag? El vuelo a Nueva York es el primer paso de una gran aventura, pero aterrizar en otra zona horaria también puede suponer un desbarajuste para nuestro cuerpo. Fatiga, sueño, malestar…

La sensación varía según la diferencia horaria y en función de cada persona, e incluso hay quien tras el cambio de huso horario está fresco como una rosa (¡chivadnos vuestro secreto!). En este artículo te damos algunos consejos para combatir el jet lag en tu próximo viaje a Nueva York, y para evitarlo también cuando tengas que volver a la rutina. ¿Nos cuentas tus trucos?

Manhattan desde el ferry a Staten Island

Antes del viaje

  • Habitúate poco a poco al horario de Nueva York en los días previos al viaje. Si viajas hacia el oeste, por ejemplo, si vuelas desde España (6 horas más que en Nueva York), levántate y acuéstate un poquito más tarde gradualmente. Si viajas hacia el este, un poco más temprano. Así, la adaptación al horario de la ciudad no será tan brusca.

Durante el vuelo

  • Hidrátate bien. El ambiente del avión y la altitud harán que tu cuerpo se deshidrate, así que bebe mucha agua y, a poder ser, evita tomar alcohol, refrescos y café durante el vuelo, o en las horas previas al viaje.
  • ¿Dormir o no dormir? Si en Nueva York es hora de dormir, en el avión puedes echarte una siesta; en cambio, si en la ciudad es de día, lo mejor es intentar entretenerte y no dejarte vencer por el sueño, para que cuando llegues te adaptes más rápido al nuevo horario.

Evitar-el-jet-lag-Estados-Unidos

Cuando llegues a Nueva York

  • Adáptate desde el primer momento a los horarios de la ciudad. Por ejemplo, si llegas a las 5 de la tarde, aunque estés rendido de sueño intenta aguantar hasta la noche para dormir. La llegada a Nueva York es algo surrealista, porque la fatiga del jet lag se mezcla con un millón de estímulos tan emocionantes que hacen que tal vez no recuerdes el cansancio hasta que llegue la noche… ¡y caigas redondo!
  • No seas búho y duerme un poquito. Las primeras noches en Nueva York, somos muchos los que nos despertamos a las 4 o a las 5 de la madrugada con los ojos como platos y la sensación de no necesitar dormir más… ¡Menudos búhos! Aunque en ese momento te sientas invencible, intenta dormir un poco más para comenzar a regularizar los días.
  • Ten horarios regulares. Cuando se está de turismo es difícil tener horarios fijos y comer siempre a las mismas horas (y más cuando tu estómago todavía está en otra zona horaria), pero si lo consigues, te acostumbrarás antes al ritmo de Nueva York.

Mayo en Nueva York qué hacer

A la vuelta

La vuelta se hace cuesta arriba: toca dejar atrás Nueva York, volver a la rutina y acostumbrar los hábitos de nuevo al horario de tu país. El cansancio está casi asegurado, y los consejos para evitar el jet lag a la vuelta son muy similares a los que enumeramos en los apartados anteriores.

Se cree que el reloj biológico se trastoca más cuando viajas hacia el este que cuando viajas hacia el oeste, así que puede que la readaptación sea más o menos dura según tu país. Si vives en España, intenta no dormir demasiado en el vuelo de vuelta, o cuando llegue la noche española (el equivalente a la tarde en Nueva York) no podrás pegar ojo.

Y tú, ¿eres de los que sufren el jet lag o de los que no notan nada? ¿Cómo lo evitas?

Código de confianza

Si compras a través de algunos de los enlaces de A Nueva York, nos dan una pequeña comisión. Así podemos compartir guías gratis, independientes y sin anuncios. ¡Gracias! Nuestro código de confianza.

45 consejos para viajar a Nueva York

¿Quieres recibir las nuevas guías de Nueva York?

Suscríbete gratis a nuestra newsletter y te enviaremos los '45 consejos para preparar tu viaje a Nueva York'