¿Te chifla contemplar Nueva York desde todos los ángulos? Hoy vamos a subir al Edge, el observatorio de Hudson Yards.

Esta terraza regala una panorámica única de la Gran Manzana y atardeceres de ensueño… y mucho vértigo, ¡porque parte del suelo es de cristal!

Si tú también estás deseando subir al Edge en tu próximo viaje a Nueva York, ¡hoy te contamos cómo es la experiencia paso a paso con vídeo incluido!

Las vistas de Nueva York desde el Edge, en Hudson Yards

Edge, el observatorio de Hudson Yards

Quizás andes un poco perdido con los nombres, ya que tanto el barrio como el observatorio son fruto de la construcción de los últimos años en Nueva York.

Así que, para empezar, veamos qué es el Edge:

  • Es una terraza en lo alto del rascacielos de oficinas 30 Hudson Yards.
  • Se encuentra en el barrio de Hudson Yards, un lujoso complejo en el oeste de Manhattan que se ha levantado desde cero en los últimos años y que hoy es muy conocido por la escultura The Vessel y por su centro comercial.
  • La terraza está en el piso 100, a 345 metros de altura, lo que convierte el Edge en el observatorio abierto más alto del Hemisferio Oeste. ¡Véeeerrrtigo!
    Aunque el título es un poquillo engañoso: el observatorio One World y el observatorio de la planta 102 del Empire State Building son más altos, pero no están al aire libre, sino detrás de cristales.
  • Aunque la terraza del Edge es exterior, también tiene una parte de observatorio cerrado, así que es un buen plan aunque visites Nueva York en invierno.
  • Además, en el mismo rascacielos del Edge puedes vivir otra experiencia de infarto: City Climb, que te permite escalar a lo alto del edificio por el exterior e inclinarte sobre la ciudad. Si no te atreves con ella, puedes ver a la gente escalar desde la terraza del Edge.

🌟 En nuestra guía de Hudson Yards te contamos cómo aprovechar la visita al barrio al máximo.

Precios y entradas para el Edge

¿Preparado para subir al Edge? Lo primero que podemos recomendarte es que compres las entradas con antelación.

Son más baratas que en taquilla y así te asegurarás de que puedes subir a la hora que quieras, sobre todo si tienes pensado subir al atardecer, la hora más popular.

  • Aquí puedes comprar entradas con antelación para el Edge.
  • Si prefieres elegir una hora concreta, como el atardecer, también puedes comprarlas en la web oficial.
  • La franja que elijas es la hora a la que tienes que presentarte allí, pero, una vez en el observatorio, podrás quedarte tanto tiempo como quieras.
  • Subir al atardecer tiene un suplemento de $10, como en otros observatorios. Lo verás cuando elijas la hora: las horas más próximas a la puesta de sol están marcadas con un +$10.
  • Te mandarán las entradas por email y las puedes enseñar desde el móvil (tienen formato de código de barras), no hace falta que las imprimas.
  • Horarios. El observatorio abre los 365 días del año de 10:00 a 22:00. Comprueba los horarios actualizados siempre en la web oficial.

La terraza del observatorio Edge y las vistas de Nueva York

Precios del Edge

Estos son los precios para subir al Edge en el momento de publicar el artículo, muy similares a los de los demás observatorios de Nueva York.

Recuerda entrar a la web oficial para comprobar si han cambiado.

Por internet En taquilla
Adultos (13 – 61 años) $38 $40
Niños (6 – 12 años) $33 $35
+62 años $36 $38
Menores de 6 años Gratis Gratis
Suplemento por subir al atardecer +$10 +$10
Compra la entrada para el Edge

Ten en cuenta que:

  • Estos precios no incluyen impuestos. Al final de la compra, con los impuestos añadidos, las entradas de adulto cuestan unos $41 – $43.
  • Si visitas el Edge en un día de ‘peak’ (temporada muy alta), también te cobrarán un suplemento en la entrada y puede costar hasta $47 por persona con impuestos.
  • Si vives en Nueva York, te harán un pequeño descuento. Tendrás que pagar con una tarjeta asociada a un código postal neoyorquino.

Precios de City Climb

Si te atreves con la experiencia City Climb, en el mismo edificio, tendrás que comprar una entrada bastante más cara.

Pero, con la entrada a City Climb, está incluida también la entrada al observatorio Edge.

  • Precio. La experiencia City Climb cuesta $185 por adulto. Con impuestos añadidos, el precio es de $200 por adulto.
  • Edad. La edad mínima son 13 años y todos los menores de 13 a 18 años deben subir acompañados de un adulto.
  • Si quieres ver cómo tus compañeros escalan el City Climb, puedes hacerlo desde la terraza el Edge.

Entrada con tarjetas turísticas

El Edge está includo en casi todas las tarjetas turísticas de Nueva York.

🌟 ¿Tienes dudas? Pásate por nuestra comparativa de tarjetas turísticas de Nueva York para elegir la mejor para tu viaje.

Subir al Edge, el observatorio de Hudson Yards, Nueva York

Subir al Edge, paso a paso

Tras la información práctica, pasemos a lo divertido: ¡subimooos!

  • La entrada del Edge se encuentra en el piso 4 del centro comercial de Hudson Yards, The Shops at Hudson Yards. Además de la taquilla, encontrarás una tienda de recuerdos del barrio donde puedes esperar hasta la hora de subir.
  • Lo primero que encontrarás al entrar en la atracción son unos pasillos con exposiciones sobre Hudson Yards que te conducen hacia el control de seguridad y el ascensor. Por el camino, te darán la oportunidad de sacarte una foto, que más adelante puedes compra).
  • Llega el momento de subir al ascensor. El Edge se encuentra en la planta 100 del edificio, a 345 metros de altura. Pero, a pesar de estas cifras… ¡el trayecto hacia el observatorio dura solo 60 segundos!
    Con las proyecciones en las paredes del ascensor, el viaje pasa aún más rápido, pero es probable que se te taponen los oídos.
  • Las puertas se abren… ¡bienvenido al Edge!

Entradas, precios e información del observatorio Edge de Nueva York

Las vistas desde el Edge

Una vez arriba, verás que el Edge está dividido en dos partes:

  • Por un lado, tienes dos pisos cerrados que ofrecen vistas de Nueva York a través de los ventanales, un buen recurso para los días de frío.
    En cada uno de ellos hay un bar donde puedes comprar desde un refresco hasta una cerveza.
  • Por el otro, en el piso inferior te espera la estrella del observatorio: la terraza exterior. A pesar de que es al aire libre, está rodeada por completo de cristales.

Si eres tan impaciente como nosotros, ¡seguro que la terraza te pone ojitos y estás deseando pisarla! Nada más salir, te recibirán unas preciosas vistas de Downtown, con el rascacielos One World y el río Hudson como protagonistas.

¿Ves también la Estatua de la Libertad y la isla de Ellis en el horizonte?

Vistas desde el observatorio Edge

Las vistas de Nueva York desde el mirador Edge 2

Y es que el Edge, como el One World Observatory, está situado en el oeste de Manhattan, y eso le otorga una perspectiva distinta a los demás miradores, menos centrada en el corazón de la isla y más cercana al río.

Acércate al cristal y mira hacia abajo: ¿distingues la línea verde del parque elevado High Line serpenteando entre los edificios?

Pronto verás, también, que se forman colas para sacarte fotos en los tres bordes de la terraza, los edges, donde el cristal se inclina de modo que (¡si las piernas te aguantan…!) puedes abalanzarte un poquito sobre la ciudad.

No olvides mirar hacia abajo y verás incluso el Vessel, que desde aquí parece diminuto.

🌟 Truco para fotos: Pide a tu acompañante que espere entro y, desde detrás del cristal, te saque una foto en el edge como si estuvieras suspendido sobre la Gran Manzana.

Visitar el observatorio Edge de Nueva York - Cristales y fotos

Tras contemplar las vistas de Downtown y de Nueva Jersey al otro lado del río Hudson, dirígete ahora hacia el este de Manhattan, donde la aguja del Empire State Building te da una pista de lo que te espera.

Pero, antes, verás a una aglomeración de gente tumbándose y sacándose fotos en un punto concreto de la terraza.

¿La razón? ¡Una parte del suelo del Edge es de cristal! ¿Te atreves a caminar por encima y a mirar hacia abajo, hacia los taxis de Nueva York en miniatura?

El observatorio es tan, tan alto que la sensación que tenemos al caminar por el cristal es que las calles parecen un decorado.

El suelo de cristal del observatorio Edge

Tras desafiar el vértigo, es momento de disfrutar de las vistas de Midtown y de Uptown.

Desde la terraza del Edge, divisarás rascacielos tan emblemáticos como el Empire State Building o el edificio Chrysler, el New Yorker Hotel, el Madison Square Garden, las pantallas de Times Square

El único inconveniente (y que a nosotros nos pilló por sorpresa, ya que en las fotos promocionales se les ‘olvidó’ mostrarlo), es que el Empire State Building queda tapado casi por completo por un rascacielos de Manhattan West.

Para verlo, tendrás que caminar hacia el extremo noreste de la terraza del Edge.

Verás, también, la mancha verde de Central Park extendiéndose hacia el norte, con los nuevos rascacielos de la Billionaires’ Row levantándose frente al parque.

Vistas de Midtown y el Empire State Building desde el Edge

Cómo funciona la tarjeta New York C3 - Observatorio Edge

Visitar el observatorio Edge - Vistas del Summit y el Chrysler

En esta parte de la terraza, encontrarás también unas escaleras con gradas donde sentarte a disfrutar de las vistas.

Este es el único rincón sin cristales de por medio, uno de los aspectos que menos nos gusta del Edge y del que te hablaremos un poquito más abajo.

Desde la parte superior de las escaleras, podrás acceder al segundo piso del observatorio, que es cerrado y cuenta con un bar y mesas donde contemplar la Gran Manzana con un vino (caro como sangre de unicornio) en la mano. Cheers!

La terraza del observatorio Edge y las vistas de Nueva York

Lo mejor y lo peor del Edge

Con una oferta cada vez mayor de observatorios, llega el momento de hacer balance y de la inevitable pregunta: ¿merece la pena subir al Edge o es mejor decantarte por otro mirador?

La primera vez que subimos, al principio, nos costó que nos conquistara. Es una sensación que ya habíamos tenido en el One World: estás tan, tan arriba que cuesta unos minutos situarte y apreciar la ciudad que se despliega debajo de tus pies.

Y más en el oeste de Manhattan, donde el entorno no resulta tan familiar como en el centro de la isla.

Pero, en cuanto el sol comenzó a esconderse en Nueva Jersey y la Gran Manzana se fue iluminando, las vistas desde el Edge nos enamoraron.

Desde entonces, hemos vuelto a subir varias veces y creemos que:

  • La experiencia vale muchísimo la pena y es rompedora en varios sentidos. No solo por el suelo de cristal o las paredes inclinadas; también porque, con lo espaciosa que es la terraza, a veces tienes la sensación de encontrarte en un rooftop y no en un típico observatorio de Nueva York.
  • Si tuviéramos que compararlo a otro observatorio, para bien y para mal, sería al One World. Para bien, porque es moderno, espacioso, repleto de cristal del suelo al techo que te permite contemplar la ciudad desde todos los ángulos.
    Para mal, porque, aunque la terraza del Edge está al aire libre y no es cubierta, como la del One World, el cristal que la rodea tiene sus mismos inconvenientes: se ensucia muy rápido y, en cuanto sale el sol, crea unos reflejos con los que no siempre es fácil sacar fotos.
  • Pero, a diferencia del One World, el Edge ofrece unas vistas cercanas y espectaculares de Midtown. Al principio, no es fácil distinguir los edificios en la jungla de asfalto. Pero, en cuanto empiezas a situarte, la ciudad se te va revelando poquito a poco, con sus calles, el rastro de coches, las agujas de los rascacielos, un atisbo de Central Park…
  • ¿Las vistas son mejores que las del Top of the Rock y el SUMMIT? No. Es difícil superar la postal del Empire State Building y de Nueva York que ofrecen el Top of the Rock y el SUMMIT.
    El Edge ofrece una experiencia y una perspectiva distintas, pero también únicas, y es también un observatorio genial para ver atardecer.
  • Algo también importante es que, aunque suele haber muchos visitantes, la terraza es amplia y en ningún momento nos sentimos tan apretujados como en hora punta en el Top of the Rock o el Empire State Building.
    Aunque, si te apetece sacar fotos de vértigo sin demasiada gente, lo mejor es que vayas a primera hora del día.

¿Todavía no lo tienes claro? Hemos escrito estas guías que te ayudarán a elegir qué mirador o miradores visitar:

🌟 Si prefieres ahorrar sin renunciar a las vistas, aquí te contamos dónde ver el skyline de Nueva York gratis.


Esperamos que esta guía te haya servido para preparar tu visita. ¿Tienes pensado subir al Edge? Pues ya sabes: ¡nos encantará conocer tu experiencia!

Información práctica

Guía de Nueva York actualizada en octubre de 2022 y publicada por primera vez en octubre de 2019.

Código de confianza. Si compras a través de algunos de nuestros enlaces, recibimos una comisión que nos permite seguir escribiendo guías gratis e independientes de Nueva York. ¡Gracias!

Descarga gratis el 'Top 25 lugares para ver el skyline'

¡Y recibe nuestros correos desde NYC con guías y descubrimientos!

!
Terms and Conditions checkbox is required.
Something went wrong. Please check your entries and try again.

20 comentarios en “Subir al Edge, el observatorio de Hudson Yards”

    1. ¡Hola, Luz María! El Edge no se puede reservar, te presentas allí mismo y haces la cola. Nosotros fuimos hace unas semanas unos 15 minutos antes de que abriera por la mañana. Había ya bastante gente, pero hicimos la cola y enseñando la tarjeta pudimos subir al momento sin problema :) ¡Saludos!

  1. Hola Angie, he vist que al comprar l’entrada per Civitatis no et demana la franja horaria per poder pujar per la tarda i veure la posta de sol. Com s’ha de fer? Moltes gràcies!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba